“El espíritu creativo está dentro de ti cualquiera que sea su ocupación. La clave, por supuesto, radica en liberarlo”  

Daniel Goleman

 

CONTENIDO

 

  • DETECTAR EL TALENTO
  • FOMENTAR LA CREATIVIDAD
  • EDUCAR DESDE LA ESCUELA
  • ALGUNOS TIPS PARA REFLEXIONAR

 

 DETECTAR EL TALENTO

Crecemos en una sociedad donde aún no hemos encontrado la fórmula eficaz para potenciar en cada uno de los seres humanos sus máximas potencialidades. Estamos acostumbrados a mirar al otro focalizandónos en sus debilidades y no en sus fortalezas. Como dice Ken Robinson “la inteligencia es diversa, dinámica e interactiva y sobretodo única” y, por tanto, cada uno de nosotros tiene unas capacidades con las que fluye con mayor facilidad, con las que su progresión y desarrollo personal es mucho más fácil y, sobretodo, más motivador. Descubrir ese talento debería ser una obligación de todo sistema educativo que se precie. Solo desde mis partes más potentes puedo avanzar sin riesgo a quedarme en el camino.

Sin embargo, desde los medios de comunicación y también desde las publicaciones más especializadas nos hablan de la era del talento, del desarrollo y de la creatividad.

¿ Cuál sería pues la fórmula para desarrollar mi talento? Según José Antonio Marina, hay que ayudar al niño a detectar sus propias fortalezas, etiquetarlas, y favorecer un entorno para que las desarrolle. Las personas por sí solas, a veces, no encuentran el camino del autoconocimiento y del descubrimiento de sus dones naturales y esa falta de confianza hace que desistan, que abandonen, con las inevitables consecuencias de desencanto y desmotivación. ¿ Cuántas personas conocemos cada uno de nosotros que en sus trabajos sólo cumplen pero no disfrutan?. Sólo esperan una recompensa económica que les permita cumplir con sus necesidades personales. ¿Por qué no cuestionarnos qué estamos haciendo mal en las formas y en las maneras como preparamos a las personas para su vida? ¿Qué herramientas les proporcionamos para que aprendan a potenciarse desde la autoconfianza y la valía personal? El talento es un don individual, único que siempre va unido al autoconocimiento y a la confianza. Si no educamos nuestro interior, no afloraran nuestras capacidades. Si no salimos de nuestra zona de confort, si no cambiamos el pensamiento por la acción dificilmente pondremos a prueba nuestro potencial natural. Si no superamos los obstáculos con determinación y paciencia, las metas siempre las veremos lejanas. Como dice el doctor Alonso Puig: “Todos nacemos con el talento para cumplir nuestros sueños”.

 

FOMENTAR LA CREATIVIDAD

Si hablamos del talento como un don individual que cada uno, ayudado por el entorno,  ha de intentar descubrir, la creatividad es también una faceta a potenciar desde que somos niños. Todos sabemos del deseo de descubrir y de explorar que todo niño manifiesta y con él su capacidad de imaginar, de fantasear, de perseguir sus sueños. En esa inocencia radica la creatividad, en dejarse ir de prejucios y atender a la intuición. Por otro lado todo ser creativo ha de seguir un método y perseguir con vehemencia sus objetivos.

Todas estas habilidades no son en muchas ocasiones premiadas por una sociedad excesivamente individualista donde se imponen los cambios y las adaptaciones rápidas. Detrás de todo proceso creativo hay trabajo, perseverancia, intuición, visión y por supuesto deseo de conseguir un sueño. Como decía Walt Disney “si puedes soñarlo, puedes hacerlo”

Así pues necesitaremos quizás plantearnos métodos y fórmulas para desarrollar la creatividad en los niños de tal manera que puedan llegar a ser adultos con mayor capacidad de gestión de los cambios, búsqueda de posibilidades y logro de objetivos.

 

EDUCAR DESDE LA ESCUELA

No podemos obviar la función de la educación en todos estos procesos humanos. Educar a un niño para ser un adulto autónomo y equilibrado ha de ser responsabilidad de todos nosotros. Y en ese sentido la escuela es un lugar fantástico donde poder potenciar la creatividad y el talento. Necesitamos que los cambios educativos que se avecinan y se están intentando implementar, no olviden estas facetas del desarrollo y apuesten por potenciar desde el interior de cada niño, viendólo como el protagonista del camino y observándolo y dotándolo de las herramientas necesarias para estimular sus fortalezas ayudándolo a creer en él y sus posibilidades.

Todos los valores implementados desde pequeños seguro que tendrán poco a poco su puesta en acción de mayores y en ello no olvidemos que está en juego nuestra sociedad del futuro. Apostemos todos por un cambio en positivo donde el avance de las neurociencias nos abran camino hacia un desarrollo más equilibrado de nuestro potencial y recursos individuales.  Como dice el especialista Ken Robinson: “La creativad se aprende igual que se aprende a leer”.

 

ALGUNOS TIPS PARA REFLEXIONAR

  • Fomentemos espacios y climas creativos
  • Aprendamos a observar a los niños y sus habilidades
  • No penalizemos los errores sino ayudemos a que aprendan de ellos
  • Reforzemos siempre las ideas
  • Planteemos preguntas que les hagan pensar
  • Seamos guías pero no jueces
  • Juguemos a crear y a imaginar
  • Intentemos promover tareas de creciente complejidad
  • Cuidemos la autoestima y la autoconfianza
  • Ayudemos a promover mentes abiertas a diferentes puntos de vista
  • Ayudemos a crear individuos perseverantes y con capacidad de superación

 

“Lo primero es tener fe en nosotros mismos y en nuestras posibilidades. Lo segundo es crear un proyecto apasionante, y lo tercero es comprometernos firmemente en hacer de ese proyecto una realidad.”

Dr Mario Alonso Puig.

 

 Cristina López Méndez
Psicóloga y Logopeda

Desde BonaMind creemos que todo es posible con conexión, emoción y motivación.

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú